Carretera al paraíso perdido

El Valledor. 22 de enero de 2016. ©Miki López

El Valledor. 22 de enero de 2016. ©Miki López


Hace apenas seis años crucé la carretera que serpenteba entre los rescoldos humeantes de los restos de un paraíso convertido en infierno. Las ramas retorcidas de los árboles calcinados se alzaban hacia el cielo azul de otro otoño cálido con viento del sur. El mismo viento que había alimentado el fuego enfurecido que arrolló la vida en el Valledor, que tiñó el verde de negro en una noche de pesadilla en la que ardieron bosques, hogares y recuerdos. Nada volverá a ser lo mismo en el valle del río del oro porque, tras el incendio, sigue el abandono y entre los restos de la naturaleza muerta reverdece la maleza que puede volver a ser la mecha de otro incendio. Y quemará sobre quemando. Y quizás esta vez la suerte no acompañe al bosque de Bedramón, el maravilloso pinar que cubre las lomas altas de este rincón de Allande desde San Martín hasta Berducedo y que milagrosamente se libró del desastre. Hoy, en este extraño invierno con temperaturas primaverales, vuelve a soplar el viento del sur, haciendo revivir las sensaciones vividas por los allandeses que vieron subir el infierno por el valle, siguiendo la misma carretera que, hasta hace poco, cruzaba el paraíso. Nunca más.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s