A por los caballos

David González con sus caballos en el concejo de Cabrales. © Miki López


Caballos. Cabrales. © Miki López


David González se dedica al turismo rural. Concretamente al paseo en caballo por los Picos de Europa. La parte más dura de este trabajo llega ahora, en pleno invierno, cuando los animales dejan de ser productivos económicamente y cuando, precisamente, más cuidados requieren. La nieve cubre los pastos de los montes que bordean Arenas y Carreña y los animales bajan al reclamo de los silbidos de David. El pan y unas caricias son el sobrio premio diario de estos bichos agradecidos para los que el frío forma parte de algo de lo que tan solo pueden disfrutan en invierno: la libertad.
Que felicidad de enero.

David González sube a ver sus caballos en el concejo de Cabrales. © Miki López


David González con sus caballos. © Miki López


David González y Cipri López descienden del monte en su todoterreno después de ir a cuidar del ganado.  © Miki López

Dos mujeres en dos polos opuestos

Dos mujeres a la entrada de un centro comercial. Avilés, 17 de enero de 2011. © Miki López


Ya estoy acostumbrado a vivir rodeado de contrastes y aun más en los tiempos que corren. El entorno de los centros comerciales es el ambiente idóneo para caer en la cuenta de las abismales diferencias que se abren entre las personas. Unos, ávidos de consumismo atroz, se desenvuelven como pez en el agua entre los carteles de rebajas y las firmas de lujo de escaparates relucientes y rebosantes de reclamos para gente “guapa”. Otros aprovechan la coyuntura para sentarse sobre una caja de cartón prensado con un bote de plástico en la mano y así mendigar esas monedas de sobra que se cambian por media barra de pan o por los céntimos de vuelta de un café cortado.
Son los mismos que poco antes de las 22:00 se apostan frente a los contenedores de los supermercados, cogiendo sitio en una cola de indigentes que cada día se alarga más, seguramente en la misma proporción con la que crecen las filas a las puertas de las cocinas económicas de este pais casi intervenido económicamente para evitar un colapso en el club de élite europeo. Filas que son la cruz de la moneda de cambio de miles de familias azotadas por el paro y desesperadas por la falta de soluciones a corto plazo.
Ellos son los maniquies del otro escaparate, el de la fachada de atrás de una sociedad de bienestar que empieza a mostrarnos las caras de padres de familia con ingresos cero, de hombres y mujeres embargados por la burbuja inmobiliaria y por los bancos que favorecieron hipotecas que ofrecían los duros a cuatro pesetas, cuando los únicos duros que vieron, fueron los golpes del despertar a la realidad de la trampa bancaria. Son las caras de los emigrantes que creían en la posibilidad de salir de la miseria de sus países de clase b y que se convirtieron en el eslabón más débil de un sistema económico que no solo aprieta. Ahoga hasta la extenuación. A veces hasta la muerte por desesperación.
Dos caras a menos de dos metros de distancia.

La sombra de Aznar (y de su dedo)

José María Aznar en la I Cumbre del PP en el exterior. León, 14 de enero de 2011


Hoy en León, Aznar volvió a hacerse querer por los simpatizantes que cada día que pasa, da la impresión de que le echan más de menos. Yo le veo cómodo en ese papel de ex-presidente que ya no tiene nada que demostrar porque lo hecho, hecho está y ahí quedará la historia para juzgarlo. Tan cómodo y holgado como su cuenta corriente, inflada por pensiones vitalicias y sueldos de 200.000 euros anuales de ENDESA. Tan cómodo como Felipe González con sus 120.000 al año del mundo “gaseoso” de FENOSA. Tan cómodamente como se privatizaron parte de esos sectores en sus respectivas etapas presidenciales.
Lo incómodo es echar un vistazo a los datos del paro y a las nefastas previsiones de nuestra economía de cara a un futuro oscuro e impreciso como un túnel en curva donde la salida puede estar ahí mismo o mucho más lejos de lo que esperamos.
Mientras tanto nos toca ver como todos los políticos se tiran los trastos a la cabeza, echándose las culpas por todos los males que nos acosan en tiempos de dura crisis.
Hace unos meses Iván Martínez captó aquella famosa foto del dedo de Aznar. La sombra de aquel gesto volvió a planear sobre el fondo azul celeste de evento del PP. Entonces su mano habló con el corazón (el dedo). Hoy lo hacía con el índice. Menos mal.

Un vehículo para los RR.MM (Reyes Magos). V 2.0

Dromedario en la cabalgata de reyes de Oviedo. 5 de enero de 2010. © Miki López


A sus majestades se la trae al pairo lo de la subida del carburante. A parte de ser magos tienen un vehículo de empresa que por no consumir no consume ni agua. Pero por ser solidarios, ayer pasaron de las dos jorobas del camello al monoplaza del dromedario que se sentía como un pato en un garaje mientras decenas de ocas cruzaban la calle Uría abriendo paso a una comitiva real rodeada de pajes, bob esponjas, caballos y llamas peruanas de Valladolid.

Ocas en el desfile de reyes de Oviedo. 5 de enero de 2010. © Miki López


Dicho así, esta historia suena a cuento de Lewis Carroll, pero lo cierto es que el aroma de la ilusión en una víspera de reyes es algo que inevitablemente te hace recordar que tú también creíste en la magia. Será cosa de que los tiempos han cambiado tanto en tan pocos años, pero a mi cada vez me cuesta más reflejar mi infancia en la cara de unos niños que llevan la playstation por bandera y que no saben qué cojones hacer con un exin castillos.
A fin de cuentas ellos viven rodeados de internet, películas 3d y juegos interactivos de realidad virtual. Pa que narices quieren magia.
Yo he sido bueno y me acosté temprano. Tengo una gorra nueva. De las que se ponen de verdad sin necesidad de apretar una tecla.
En fin, siempre nos quedarán las rebajas

Cascos en el banquillo

Francisco Álvarez Cascos reflejado en un espejo del Palacio de Ferrera. Avilés 2009. © Miki López


Me imagino que en la FSA deben de estar enfriando el champán y preparando otra nochevieja con brindis y cotillón incluido, porque la movida Cascos-Espinosa les tiene que estar haciendo aplaudir con las orejas. Jamás un partido político lo va a tener más fácil para ganar unas elecciones después de la que han vuelto a liar los del PP asturiano. Y por recurrir a un símil futbolero, no hay más culpable que el entrenador, léase Rajoy.
Pienso en la que se podría liar sin un Cristiano Ronaldo en sequía goleadora se autoproclamara delantero titular en vísperas de un partido contra el Barça pasandose por el forro la decisión u opinión de Mouriño. Y por otro lado Iker Casillas, junto con buena parte de la plantilla, decide que el delantero titular pa semejante partido tiene que ser Sergio Canales (que no lo conoce ni su madre, pero siente los colores). Y por liarla un poco más, la grada sigue aclamando a Ronaldo, mostrándole todo el apoyo que merece un crack de su categoría.
Mouriño se decanta por Canales y se lía la gorda en una rueda de prensa en la que Cristiano dice que se marcha a jugar con el Sporting de Preciado o que igual monta un equipín pa disputar la liga, que el Mouriño este ye un mal entrenador que se conforma con ser un segundón.
Si hace un año me cuentan esta historia trasladada al mundo de la política, seguro que no me la creo. Pues ahí lo tienes.
Lo único que tengo claro es que gana el Barça.